Reportajes

//Realizan en Bilbao el primer “II Botxo Eguna” contra el modelo de Bilbao “MTV Music Week”

Realizan en Bilbao el primer “II Botxo Eguna” contra el modelo de Bilbao “MTV Music Week”

2018-11-14T10:03:20+00:0013 octubre 2018|Bilbao|Comentarios desactivados en Realizan en Bilbao el primer “II Botxo Eguna” contra el modelo de Bilbao “MTV Music Week”

Este sábado 13 de octubre de 2018, en el Muelle Ripa de Bilbao, Piztu Bilbo y el herri mugimendua de Bilbo han organizado el primer “II Botxo Eguna”, un espacio donde colectivos, asociaciones, organizaciones o personas que han quedado, o están quedando, fuera de esta ciudad escaparate que nos están imponiendo, puedan impulsar las distintas expresiones de heterogeneidad popular que conviven en Bilbao. Es decir, un espacio donde organizaciones y personas olvidadas para los intereses institucionales se han juntado para expresarse, conocerse y forjar redes.

Durante todo el día se han realizado debates para hablar sobre cómo nos afecta el modelo de ciudad y poder proponer alternativas cada cual desde su perspectiva. El espacio se ha organizado a través de una “Herri-azoka” gigante (“Muestra-Popular”) del material de las distintas asociaciones y colectivos que participan. Además, de libros, una zona de cocina con comidas de todo el mundo, espacios para la presentación de proyectos, entre otros. Esto se ha combinado con espacios de “participación”, como por ejemplo, mesas redondas, otro espacio para talleres tanto para jóvenes como mayores, un área para la presentación de libros y discos. Además, de un escenario para actuaciones de grupos de teatro y de música tanto de Bilbao como de diferentes lugares del mundo.

COMUNICADO

El II botxo eguna organizado por Piztu Bilbo y el herri mugimendua de Bilbo ha sido pensado como un día de fiesta, de debates y de lucha, un día en el que, por medio de diferentes actividades, expresiones y sujetos, queremos decir (positivamente, desde una pluralidad de voces) un NO claro a la Bilbao que están construyendo, al modelo de ciudad neo-liberal, patriarcal y colonial que nos están imponiendo.

Como decían hace unos días lxs compañerxs de Gasteiz en el OkupaTU Gasteiz, vivimos en una barricada, una barricada con dos lados claramente definidos. Por un lado “ellos”: el PNV (de los Aburto, Urtaran, Barcos…), los representantes de la oligarquía vasco-española, el Gran Capital de Iberdrola, BBK, Laboral Kutxa, Lastour… Y, al otro lado, “nosotrxs”: el pueblo, la clase trabajadora, los movimientos populares y todas las subjetividades y formas de vida que están trabajando para desmercantilizar, despatriarcalizar y descolonizar Euskal Herria.

Los términos que dividen esta barricada son irreductiblemente enemigos: ellos –los representantes del poder político, económico y financiero- están privatizando y valorizando el espacio público, están construyendo relaciones cada vez más mercantilizadas y patriarcales y militarizando cada vez más nuestros barrios;  nosotrxs, el movimiento popular, reivindicamos el espacio público como bien común y por su valor de uso, apostamos por modelos de relación y de vida desmercantilizados, somos la expresión más genuina (aún con mil contradicciones y dificultades) de que otro modelo –de territorio, de ciudad y de vida- es posible. Ellos están impulsando un modelo de ciudad neoliberal, que quiere transformar nuestra ciudad en un centro comercial a cielo abierto, primando el valor de cambio sobre el valor de uso, cosificando/folklorizando las relacione sociales y las formas de vida –ofreciéndonos como mercancía valiosa y cotizada por los mercados internacionales. La única relación por la que apuestan es la relación económica y mercantil, mediada por el dinero, por el interés individual y por el mercado.

Están construyendo una ciudad-escaparate para uso y consumo de los turistas ricos del Norte de Europa, guirizando nuestros barrios: por un lado, de forma evidente, vendiendo nuestros barrios en sus guías y oficinas turísticas como mercancía exótica (museizada) que el turista debe consumir como parte de su experience en Bilbao –comprando un trocito de la esencia popular, capturada con una cámara o por un selfie-; y, por otro lado, de forma más sutil, favoreciendo y aplaudiendo a la apertura de nuevos mega-hoteles o macro-residencias en el medio de nuestros barrios populares (como en Alde Zaharra o en Sanfran), o no actuando frente al aumento constante de pisos turísticos y de Air BnB. Todo esto es parte de una lucha de clase desde lo alto, una guerra que nos mueven cotidianamente y sutilmente, por ejemplo con aumentos de alquileres y del coste de vida o por medio de despidos, trabajos hiper-precarizados y recortes a las ayudas sociales, que son el precio de la crisis económica capitalista en sus efectos situados sobre las clases subalternas que (sobre)viven en Bilbao. Impulsan, a través de los macro-eventos que colonizan nuestra ciudad, un modelo hiper-desarrollista que impacta de manera negativa sobre las clases populares y desposeídas, destruyendo los barrios, las formas de relacionarnos y las formas de vida –que tienen que re-adaptarse (productivamente) y “limpiarse la imagen” a la medida del turista-consumidor. Pero nosotras, sabemos que lo único que hay detrás de cada macro-evento (ya sea la MTV, el rugby, el Red Bull o el futuro European Gay Pride), es únicamente precarización del trabajo, privatización de las ganancias y socialización de las pérdidas.

En este sentido, es necesario poner el foco en el próximo macro-evento que acogerá ese Bilbao-escaparate, el EMAS (European Music Awards), organizado por esa cadena de televisión-basura y de mercantilización cultural que es la MTV. Nosotrxs, en cambio, sabemos que la MTV es algo más que un simple macro-evento: es la representación de un modelo cultural y de una forma de vida que nos quieren imponer –burguesa, individualista, patriarcal y colonial-. Es el imperio de la estética, de la miseria existencial, de la pornografía relacional (vaciada de cualquier erotismo), del deseo de poder y de dinero, del individualismo y del consumismo; es el mundo de la forma vaciada de cualquier contenido, de la estética vaciada de cualquier ética. Es el sueño americano –donde el sueño de uno se convierte en pesadilla de muchxs- el del “just do it” –el mundo del Ego, del Yo que se sobrepone al nosotrxs y lo destruye- el mundo que quiere silenciar y capturar la pluralidad de mundos, reduciéndolos a su imagen más conformista y globalizadora. La MTV no es solo un modelo cultural que nos están imponiendo, es un modo de estar al mundo, un modo de mirar y de consumir el mundo –siempre desde la exterioridad, sin ser afectados por él- es una forma de vida, siempre más forma y siempre menos vida.

Así, los patrones económicos de esta ciudad, al PNV, a la MTV y a los que quieren transformar Euskal Herria en una pequeña colonia (cultural y existencial, antes que política) de EEUU, queremos decir, desde nuestro lado de la barricada, que: ¡No sois nuestros dueños, no somos vuestra mercancía! A vuestro Bilbao homogéneo –blanco, clasista y patriarcal- oponemos nuestros II botxo insurgentes, nuestro Bilbo hecho de muchos fragmentos diferentes y plurales (los barrios, las identidades, las culturas, las formas de vivir…), todos antagónicos a –y no subsumibles en- vuestro Bilbao-escaparate. Somos dos modelos incompatibles, representamos dos mundos enemigos y en guerra (simbólica, epistémica y material): el de los opresores –vosotros, unos pocos- y el de lxs oprimidxs/desposeídxs –nosotrxs, el pueblo. Vuestro mundo es el del individualismo, del consumismo y del egoísmo, un mundo hecho de hormiguitas aisladas e individualizadas, que chocan entre sí sin encontrarse nunca, que se dividen el espacio sin nunca compartir lugares, que intercambian (dinero, miradas, opiniones…); nuestro mundo es el de la solidaridad, del apoyo mutuo, del protagonismo popular, el mundo de la pluralidad de culturas y de sujetos, un mundo donde caben muchos mundos, donde se engendran otras formas de vida y de habitar (los barrios, los territorios y el mundo), irreductiblemente antagónicas y hostiles a las vuestras.

Por ello, y contra este modelo, os animamos a tomar parte en las movilizaciones que desde el movimiento popular se están organizando en contra de la “MTV Music Week” la semana del 29 de octubre al 4 de noviembre.

Suscríbete a nuestro Boletín