Reportajes

//Trabajadoras de las Residencias de Bizkaia. Mujeres en primera línea de lucha #ErresidentziakBorrokan

Trabajadoras de las Residencias de Bizkaia. Mujeres en primera línea de lucha #ErresidentziakBorrokan

2017-09-05T17:42:00+00:005 septiembre 2017|Reportajes|Comentarios desactivados en Trabajadoras de las Residencias de Bizkaia. Mujeres en primera línea de lucha #ErresidentziakBorrokan
Coincidiendo con la nueva convocatoria de huelga, y ya van casi 300 jornadas, las Trabajadoras de las Residencias de Bizkaia junto con el apoyo del Sindicato ELA, han salido a la calle este martes 5 de septiembre en una manifestación que ha comenzado frente a las instalaciones de Eitb (Bilbao) y ha finalizado frente al palacio de la Diputación Foral de Bizkaia. El conflicto de las residencias se acerca a las 300 jornadas de huelga en un mes que puede ser clave en un sentido u otro ante la nueva convocatoria de concierto de plazas residenciales de la Diputación Foral de Bizkaia. 
Somos un colectivo de 5000 mujeres que trabajamos en residencias de Bizkaia subcontratadas por la Diputación Foral de Bizkaia a empresas muy afines a sus cargos políticos. A continuación, recogemos algunos datos que demuestran la realidad tal y como es:
– La realidad de nuestras residencias es que es un sector subcontratado a empresas afines a quien gobierna, el PNV con Unai Rementeria a la cabeza en la Diputación Foral de Bizkaia.
– La Diputación Foral de Bizkaia financia 5500 camas de 7500 ocupadas en Bizkaia.
– En el último año se han inaugurado tres grandes complejos residenciales, resulta ser un negocio en auge.
– DFB se ha cansado de decir que no es responsabilidad suya cuando es quien regula el personal, pone condiciones a las empresas y las paga.
– DFB ha rechazado reunirse con ELA (ni una sola reunión desde el 14 de febrero), a pesar de las muchas peticiones del sindicato.
– El Diputado General de Bizkaia, Unai Rementeria afirmó en febrero que al conflicto le quedaban 15 días para solucionarse.
– El Diputado General aseguro en abril que si había que seguir otro año con este conflicto, así se haría.
Las patronales nos ofrecen miseria. Nosotras, que cobramos alrededor de 1000 euros al mes con jornadas interminables, solo pedimos 1200 euros de salario, 35 horas de jornada laboral y más personal para no morir trabajando y que a los residentes se les dé una calidad asistencial digna.
CEBEK, la patronal de Bizkaia, vuelve a decirnos que no tenemos que hablar de políticas sociales, solo nos quieren para su firma y dar continuidad a su espolio de dinero público. Quieren una clase trabajadora que no hable, que no opine de fiscalidad, de modelo de sociedad…Nosotras sí hablamos de todo ello, ELA sí habla y seguirá hablando de todo lo que afecta a la clase trabajadora.
– Es público y socialmente compartido con otros agentes el deterioro de la calidad asistencial.
– Los beneficios empresariales van en aumento, con millones de euros anuales de beneficio por residencia.
– Salarios de 1000 euros con jornadas interminables para un colectivo de 5000 mujeres.
– La patronal nos quiere sumisas y precarias.
– Las familias asumen su carga y coste mientras su dinero se va hacia empresarios sin escrúpulos. Las familias se han asociado, nos apoyan y se movilizan. Grupos feministas, algunos partidos políticos, pensionistas, asociaciones vecinales… Se trata de un conflicto que trasciende lo laboral; es un conflicto social. Alcanzar un modelo de sociedad y de servicios sociales distinto es parte de nuestra lucha. (Fuente: ELA Sindikatua)

Suscríbete a nuestro Boletín