Reportajes

/, Internacionalismo, Kurdistan/“La UE y EEUU están ayudando a mantener en pie al régimen fascista y genocida turco”

“La UE y EEUU están ayudando a mantener en pie al régimen fascista y genocida turco”

Denuncian que Turquía continúa en una guerra total contra el pueblo kurdo, invadiendo las montañas del sur, donde habita el PKK, tratando de ilegalizar la coalición HDP o cortando el agua del Éufrates a Rojava.

2021-05-10T21:40:51+00:0010 mayo 2021|Bilbao, Internacionalismo, Kurdistan|Sin comentarios

Por Kurdistanekin Elkartasun Ekimena

En las últimas cuatro décadas Kurdistán ha sido testigo de numerosas operaciones militares y campañas de ocupación. El círculo de violencia que se cierne sobre el pueblo kurdo se intensificó con más virulencia, especialmente tras el fin de las negociaciones de paz con el líder kurdo Abdullah Ocalan y hemos visto como desde el 2015 el estado turco ha llevado a cabo implacables operaciones en Bakur, Rojava y Bashur y más allá de sus fronteras. Las políticas fascistas y genocidas implementadas por Turquía, estado miembro de la OTAN, buscan operar un cambio demográfico sistemático, limpieza étnica, violación y extorsión. El 24 de abril, fecha del aniversario del genocidio armenio, Turquía lanzó ataques militares contra las zonas de Zap, Avashin y Metina en Kurdistán Sur. Estamos convencidas de que la intensificación de la guerra es el comienzo de una nueva campaña de genocidio contra los kurdos.

Las cifras hablan por sí solas para definir el talante fascista del estado turco: en Bakur Turquía ha lanzado cientos de operaciones militares, diez mil arrestos, más de diez ciudades totalmente arrasadas por el ejército. En Bashur las intervenciones militares son más frecuentes con ataques aéreos diarios y un incremento de la actividad de los servicios secretos turcos (MIT). Aunque el gobierno turco busca distraer a la opinión pública internacional justificando estas agresiones por la supuesta amenaza que supone la presencia del PKK, sabemos que esta guerra constituye un ataque a todas las conquistas kurdas en las cuatro partes de Kurdistán y un intento desesperado por erradicar el proyecto emancipador del confederalismo democrático.

Erdogan utiliza el caos para legitimar sus intervenciones militares en Turquía, Norte de Siria e Irak justamente porque considera al sistema emancipador del confederalismo democrático como el mayor obstáculo que impide realizar su política expansionista neo-otomana. Para ello se está valiendo de todos los recursos, incluyendo la cooperación con fuerzas islamistas como Estado Islámico, Al-Nusra o el llamado Ejército Libre de Siria para ocupar grandes áreas de territorio a lo largo de la frontera con Siria e Irak pero también extiende sus tentáculos sobre Libia, Ucrania, el Mediterráneo Oriental y el Caúcaso.  El estado turco proporciona a sus esbirros armas, dinero, logística, entrenamiento e incluso asistencia médica.

El Movimiento de Liberación de Kurdistán advierte que los próximos objetivos del gobierno fascista del AKP-MHP será la región de Sinjar, territorio de mayoría étnica yezidí que ya fue atacado en el 2014 por el Estado Islámico y liberado por la guerrilla, también las ciudades de Mosul y Kirkuk cuyos recursos petrolíferos son un claro aliciente para las ansias expansionistas turcas, eliminando si es preciso a uno de sus colaboradores regionales, el KDP (Partido Democrático del Kurdistán) en manos del clan Barzani.

No olvidemos que también se está llevando a cabo en Turquía una aniquilación política contra el Partido Democrático de los Pueblos (HDP). Estas últimas semanas han culminado con un juicio que busca a toda costa ilegalizar la coalición que engloba a partidos democráticos, organizaciones sociales, representantes de identidades diversas que se unieron con el único objetivo de democratizar la sociedad. El gobierno turco ha encarcelado a más de 10.000 miembros del HDP, entre ellos sus copresidentes: Figen Yuksedag y Selahattin Demirtas.  La gota que colmó el vaso fue la salida del estado turco del convenio de Estambul, dando paso a un escenario dantesco que protege a los perpetradores de violencia de género y legitimando sus políticas feminicidas.

Compañeras y compañeros, sabemos que Turquía no podría llevar a cabo sus planes misóginos y genocidas si no fuera por la complicidad de los poderes internacionales y regionales. Seamos conscientes de esta realidad. La feroz resistencia que están dando las guerrillas ha estado cerca de romper el sistema fascista de Erdogan, pero justo cuando más cerca están de conseguirlo aparecen la Unión Europea y EEUU para ayudar a Turquía. ¿Dónde está la justicia y la ley internacional de la que tanto presumen? Por un lado critican a Erdogan e incluso lo tachan de dictador, por el otro acuden a ayudarlo. Un ejemplo esclarecedor lo tenemos con el estado francés que últimamente había dado la impresión de adoptar una postura firme contra el ejecutivo turco pero cuando Turquía le ofreció a Macron ciertos beneficios, su postura cambió radicalmente. Después de ello instituciones europeas han llegado a Ankara a tocar las puertas de Erdogan. Las semanas previas al inicio del reciente ataque de ocupación en Metina, Avaşîn y Zap se caracterizaron por un intenso tráfico diplomático entre Turquía y sus socios internacionales Estados Unidos, Gran Bretaña, Francia y la UE. ¿Pero de qué trata todo esto? La UE dice que Erdogan les chantajea con sus tropas islamistas y con los refugiados, pero si es así ¿por qué no se defienden? ¿Alguien te hace daño y respondes apoyándolo más aún? La UE y EE UU están bloqueando una solución. Solo se centran en proteger sus intereses y cooperar con Turquía mientras que miles de mujeres y hombres están resistiendo al fascismo, buscan una solución a los conflictos y este hecho está provocando mucho sufrimiento, persecución, encarcelamientos, torturas y miles de mártires. La UE y EEUU están ayudando a mantener en pie al régimen fascista y genocida turco.

El pueblo kurdo sabe por experiencia que no es suficiente con esperar a que la situación cambie por sí misma. No basta con desearlo. Requiere de sacrificio, resistencia, organización y lucha. El fascismo se extiende como la pólvora y uno de los efectos más peligrosos de esta guerra es la creencia de que se puede sobrevivir sin luchar, sin resistir, sin hacer ningún esfuerzo. El PKK resiste al fascismo en todas sus formas y su resistencia heroica no solo es en beneficio de los kurdos, sino por la libertad y la paz de toda la humanidad. Dejar esta resistencia solo en manos de los kurdos sería un grave error que todas vamos a pagar tarde o temprano.

Compañeras y compañeros hemos convocado a esta concentración para dar a conocer las medidas que podemos tomar contra el dictador Erdogan:

– Apoyemos a la resistencia kurda del PKK contra la política belicista de Turquía.

-Denunciemos la complicidad de las instituciones y gobiernos europeos con Turquía.

-Exijamos que se deje de criminalizar a la resistencia kurda del PKK y no permitamos más el sacrificio de las gentes de Kurdistán por intereses económicos y políticos.

-Trabajemos para llevar a Erdogan a juicio por ser ordenador y perpertrador de crímenes de lesa humanidad y por cómplice con las organizaciones ISIS, Al-Nusra y Al-Qaeda.

-Conozcamos de cerca y apoyemos el proyecto kurdo de liberación centrado en construir una sociedad libre, democrática y antipatriarcal.

-Libremos una lucha unida y organizada junto a las instituciones kurdas contra los poderes coloniales que están ocupando Kurdistán.

-Condenemos, boicoteemos a las instituciones, organizaciones, empresas que colaboran con el estado turco.

-Denunciemos la campaña de genocidio político que se está llevando a cabo contra el HDP y exijamos a nuestras instituciones políticas que tanto hablan de democracia, que exijan a sus homólogos turcos que cesen de acosar, encarcelar, torturar a la militancia del HDP.

Azken lau hamarkadetan Kurdistan operazio militar eta okupazio kanpaina ugariren lekuko izan da. Herri kurduaren gainean dagoen indarkeria indartu egin da, bereziki Abdullah Ocalan buruzagi kurduarekin bake negoziazioak amaitu ondoren, eta ikusi dugu 2015etik Turkiako estatuak operazio gupidagabeak egin dituela bere mugetatik kanpo, Bakurren, Rojavan eta Bashurren.

Turkiak, NATOko estatu kideak, ezarritako politika faxista eta genoziden helburua aldaketa demografiko sistematikoa, garbiketa etnikoa, bortxaketa eta estortsioa lortzea da. Apirilaren 24an, Armeniako genozidioaren urteurrenean, Turkiak eraso militarrak egin zituen Hego Kurdistanen: Zap, Avashin eta Metina zonaldeetan. Ziur gaude gerra areagotze hau kurduen aurkako genozidio kanpaina berri baten hasiera dela.

Zifrak berez mintzo dira Turkiako estatuaren jarrera faxista zehazteko: Bakurren ehunka operazio militar abiatu ditu Turkiak, hamar mila atxiloketa, armadak erabat suntsitutako hamar hiri baino gehiago. Bashurren, esku-hartze militarrak ohikoagoak dira egunero, aire-erasoak eginez, eta Turkiako zerbitzu sekretuen (mit) jarduera areagotuz. Turkiako gobernuak nazioarteko iritzi publikoa distraitu nahi duen arren, eraso hauek PKKren presentziak suposatzen duen mehatxuagatik justifikatuz, badakigu gerra hau Kurdistango lau aldeetako kurduen konkista guztien aurkako erasoa dela eta konfederalismo demokratikoaren proiektu emantzipatzailea desagerrarazteko saiakera desesperatua.

Erdoganek kaosa erabiltzen du Turkian, Siria iparraldean eta Iraken egiten dituen esku-hartze militarrak legitimatzeko, hain zuzen ere, konfederalismo demokratikoaren sistema emantzipatzailea bere politika hedatzaile neo-otomandarra egitea eragozten duen oztoporik handiena dela uste duelako. Horretarako, baliabide guztiez baliatzen ari da, besteak beste, islamiar indarrekin (Estatu islamikoa, Al-Nusra edo Siriako Armada Librea), lurralde eremu handiak okupatzeko Siriarekin eta Irakekin duen mugan, baina bere garroak Libia, Ukraina, Ekialdeko Mediterraneoa eta Kaukasora ere hedatzen ditu.

Kurdistango Askapenerako Mugimenduak ohartarazi duenez, AKP eta MHPren gobernu faxistaren hurrengo helburuak Sinjar eskualdea izango dira, Estatu Islamikoak 2014an erasotua eta gerrillak askatua izan zen gehiengo etniko yezidiko lurraldea, Mosul eta Kirkuk hiriak ere bai, bertako petrolio-baliabideak interes argia dira Turkiako desira espantsionistentzat, horretarako, Barzani klan-aren esku dagoen KDP alderdi kurdua desagerrarazi behar badu ere.

Ez dezagun ahaztu Turkian ere Herrien Alderdi Demokratikoaren (HDP) aurkako suntsiketa politikoa egiten ari direla. HDP alderdi demokratikoak, gizarte erakundeak, eta gizartea demokratizatzeko helburu bakarrarekin bat egin zuten identitate ezberdinen ordezkariak biltzen ditu, eta kosta ahala kosta, koalizio hau legez kanpo utzi nahi du Turkiako gobernuak. Horrela,  HDPko 10.000 kide baino gehiago espetxeratu ditu, besteak beste, Figen Yuksedag eta Selahattin Demirtas presidentekideak. Bestalde, Turkiak Instanbulgo hitzarmenatik irten da, eta horrenbestez, indarkeria matxistaren egileak babestu eta bere politika feminizidak legezkotzat hartuko ditu.

Jakin badakigu Turkiak ezingo lituzkeela bere plan misoginoak eta genozidak gauzatu nazioarteko eta eskualdeko botereen konplizitaterik gabe. Jakitun izan gaitezen errealitate horretaz. Gerrillak ematen ari diren erresistentzia gogorra Erdoganen sistema faxista apurtzetik gertu egon da, baina hori lortzeko hurbilen daudenean Europar Batasuna eta Ameriketako Estatu Batuak agertzen dira Turkiari laguntzeko. Non daude hainbeste goriapatzen duten justizia eta nazioarteko legea? Alde batetik, Erdogan kritikatzen dute eta diktadoretzat jotzen dute; bestetik, laguntzera joaten dira. Adibide argigarri bat dugu Frantziako estatuarekin, azken aldian Turkiako exekutiboaren aurka jarrera irmoa hartu zuela ematen zuen, baina Turkiak Macroni zenbait onura eskaini zizkionean, bere jarrera erabat aldatu zen. Horren ostean, Europako erakundeak Erdoganen ateak jotzera iritsi dira Ankarara. Duela gutxi Metinan, Avasîn eta Zap zonaldeetan izandako okupazio-erasoaren aurreko asteetan, Turkiaren eta nazioarteko bazkideen arteko trafiko diplomatiko handia izan zen nagusi: Ameriketako Estatu Batuak, Britainia Handia, Frantzia eta Europar Batasuna. Baina zertaz da hau guztia? Europar Batasunak dio Erdoganek xantaia egiten diela bere tropa islamistekin eta errefuxiatuekin, baina hala bada, zergatik ez dute beren burua defendatzen? Norbaitek min egiten dizu eta gehiago babesten duzu? Europar Batasunak eta Ameriketako Estatu Batuek irtenbide bat blokeatzen ari dira. Euren interesak babestea eta Turkiarekin lankidetzan aritzea besterik ez dute ardatz, milaka emakume eta gizon faxismoari aurre egiten ari diren bitartean, gatazkei irtenbidea bilatzen ari diren bitartean eta horrek sufrimendu, jazarpen, espetxeratze, tortura eta milaka martiri eragiten ari den bitartean. Europar Batasuna eta Ameriketako Estatu Batuak erregimen faxista eta genozida turkiarra zutik mantentzen laguntzen ari dira.

Herri kurduak esperientziaz daki ez dela nahikoa egoera bere kabuz aldatu arte itxarotea. Ez da nahikoa desiratzea. Sakrifizioa, erresistentzia, antolaketa eta borroka ezinbestekotzat hartzen ditu. Faxismoa bolbora bezala hedatzen ari da, eta gerra honen ondoriorik arriskutsuenetako bat, borrokatu gabe, eutsi gabe, ahaleginik egin gabe biziraun gaitezkela pentsatzea da. PKK-k gogor egiten dio faxismoari bere forma guztietan, eta erresistentzia heroikoa ez da kurduen onerako bakarrik, baizik eta gizateria osoaren askatasun eta bakerako. Erresistentzia hori kurduen eskuetan bakarrik uztea akats larria izateaz gain, denok ordainduko dugu lehenago edo beranduago.

Elkarretaratze honetara deitu dugu Erdogan diktadorearen aurka har ditzakegun neurrien berri emateko:

– Babestu dezagun PKKren erresistentzia kurdua Turkiako gerra-politikaren aurka.

– Salatu dezagun Europako erakundeek eta gobernuek Turkiarekin duten konplizitatea.

– Salatu dezagun PKKren erresistentzia kurdua kriminalizatzea eta ez dezagun onartu Kurdistango herria sakrifikatzea interes ekonomiko eta politikoengatik.

– Lan egin dezagun Erdogan auzitegira eramateko, gizateriaren aurkako krimenen erantzule zuzena izateagatik eta ISIS, Al-Nusra eta Al-Qaeda erakundeen konplizea izateagatik.

– Ezagutu eta lagun dezagun gizarte aske, demokratiko eta antipatriarkala eraikitzea helburu duen askapen proiektu kurdua.

– Erakunde kurduekin batera borroka bateratua eta antolatua egin dezagun Kurdistan okupatzen ari diren botere kolonialen aurka.

– Turkiako estatuari laguntzen dioten erakunde, instituzio eta enpresak salatu eta boikoteatu ditzagun.

– Salatu dezagun HDPren aurka egiten ari den genozidio politikoaren kanpaina, eta demokraziaz hainbeste hitz egiten duten gure erakunde politikoei eska diezaiegun beren homologo turkiarrei exijitu diezaietela HDPko militantzia jazartzeari, espetxeratzeari eta torturatzeari uztea.

GORA PKKren ERRESISTENTZIA!!

BIJI BERXWEDANA KURDISTAN

Deja tu comentario

Suscríbete a nuestro Boletín