Reportajes

/, Barco, Bilbao, Ecologismo, Gas, Guerra, Medio Ambiente, Rusia, Ucrania/La hipocresía de enviar armas a Ucrania mientras se recibe gas de Rusia

La hipocresía de enviar armas a Ucrania mientras se recibe gas de Rusia

El buque de carga con gas ruso “Nikolay Urvantsev” atracó pasada la medianoche en el Puerto de Bilbao. Colectivos ecologistas, antimilitaristas y de apoyo a los refugiados denuncian la relación entre la explotación de combustibles fósiles y los conflictos internacionales.

2022-03-10T17:43:29+00:0010 marzo 2022|Antimilitarista, Barco, Bilbao, Ecologismo, Gas, Guerra, Medio Ambiente, Rusia, Ucrania|Comentarios desactivados en La hipocresía de enviar armas a Ucrania mientras se recibe gas de Rusia

Por Ekologistak Martxan, Greenpeace Euskadi, Ekosozialistak, La Guerra Empieza Aquí y Ongi Etorri Errefuxiatuak

Queremos señalar que, mientras nuestro modelo energético siga basado en combustibles fósiles, será imposible revertir el cambio climático. Pero, además queremos hacer visible la clara relación entre los combustibles fósiles, y en particular el gas, como el que hoy ha sido descargado en Zierbena, con conflictos internacionales que vulneran derechos humanos y ponen en riesgo vidas humanas, empujando a miles de personas a abandonar sus hogares. Es por ello que nos reunimos bajo los lemas de “El gas financia la guerra” y hacemos un llamamiento de “No a la guerra”.

En esta línea queremos pedir a Europa y al gobierno del estado español que se deshaga del petróleo y el gas rusos e impulse la inversión en energías renovables, en el ahorro y la eficiencia energética.

El pasado martes, la Comisión Europea publicó un plan sobre cómo reducir la dependencia de la zona comunitaria de las importaciones de gas fósil de Rusia en respuesta a la invasión de Ucrania por parte de Rusia y la actual crisis energética. Hoy y mañana los jefes de gobierno de Europa se reúnen en Versalles para discutir este plan más a fondo. Ante esta situación, se hace necesario un plan de abandono de los combustibles fósiles garantizando una transición justa hacia la independencia energética y un mejor futuro económico y laboral. Es crucial buscar nuevas fuentes de importación de gas fósil, la inversión en nuevas infraestructuras de gas o los combustibles alternativos no solucionarán la vulnerabilidad de Europa ante las crisis energéticas y seguirá agravando el colapso climático.

Es necesario parar la nueva construcción de infraestructuras de gas fósil como el gaseoducto conocido como el MidCat, que pasaría por los Pirineos conectando Francia con España. “Venga de donde venga el gas, además de un grave impacto ambiental y climático, provoca vulneraciones de derechos humanos: la corrupción, la represión, la violencia, los conflictos por el uso de la tierra, el acaparamiento de tierras, los desplazamientos y los reasentamientos suelen ir de la mano de la construcción y el funcionamiento de las infraestructuras de gas”. Pero además, es necesario avanzar en una transición energética cerrando infraestructuras  existentes.

En este sentido, es necesario recordar que la regasificadora del Puerto de Bilbao, Bahía de Bizkaia Gas, es una infraestructura semipública, al ser el 50% de la propiedad del Gobierno Vasco, a través del Ente Vasco de Energía. Por este motivo, instamos al Gobierno Vasco para que intervenga suspendiendo los contratos de importación de gas ruso, o no permitiendo la descarga en sus instalaciones. Hay que tener en cuenta que más del 40% del gas que se descarga en Bilbao, es de procedencia rusa.

Además, ante los elevados precios de la electricidad marcados fundamentalmente por los elevados precios del gas y que ponen en situación de vulnerabilidad a millones de personas, los colectivos reclaman una reforma inmediata del mercado eléctrico para que los precios de las energías renovables, que son los más baratos, se vean reflejados en la factura. De la misma manera, debe ponerse fin a las subvenciones a los combustibles fósiles y trasladar ese apoyo a una calefacción que sea sostenible.

Asimismo, denunciamos la hipocresía que supone el haber decidido enviar armas a la resistencia ucraniana -con todo lo que esa irresponsable decisión puede suponer en la prolongación de una guerra desigual en el balance de víctimas civiles-, mientras se mantienen relaciones comerciales con el país invasor. Así que una vez más gritamos “No a la guerra”.

Bilbon kolektiboak elkartu dira armak bidaltzearen hipokrisia salatzeko, Errusiatiak gasa jasotzen den bitartean

Gaur hainbat kolektibo elkartu gara gas fosilaren inportazioa salatzeko eta erregai fosilen ustiapena eta nazioarteko gatazken arteko harremana agerian uzteko. Adierazi nahi dugu gure energia-ereduak erregai fosiletan oinarrituta jarraitzen duen bitartean, ezinezkoa izango dela klima-aldaketa borrokatzea. Baina, horrez gain, erregai fosilen eta, bereziki, gasa, eta nazioarteko gatazken arteko harreman argia ikusarazi nahi dugu. Gaur bertan Zierbenan deskargatu den gasak lotura zuzena du giza eskubideak urratzen dituen eta giza bizitzak arriskuan jartzen dituen Ukrainako gatazkarekin, milaka pertsona etxetik ateratzera bultzatuz. Horregatik elkartu gara «gasak finantzatzen du gerra» lelopean eta «gerrari ez» ozen esan nahi dugu.

Europari eta Espainiako estatuko gobernuari eskatu nahi diegu Errusiako petrolioa eta gasa alde batera uzteko eta energia berriztagarrietan, aurrezpenean eta eraginkortasun energetikoan inbertsioak bultzatuz.

Joan den asteartean, Europako Batzordeak Europar Batasunak Errusiaren gas fosilaren inportazioekiko duen mendekotasuna murrizteko plan bat argitaratu zuen, Errusiak Ukraina inbaditu izanari eta egungo energia-krisiari erantzuteko. Gaur eta bihar Europako gobernuburuak Versaillesen bilduko dira plan hau sakonago eztabaidatzeko. Egoera horren aurrean, beharrezkoa da erregai fosilak bertan behera uzteko plan bat egitea, burujabetza energetikoranzko bidezko trantsizioa eta etorkizun ekonomiko eta laboral hobea bermatzeko. Nahiz eta gas fosilaren inportazio-iturri berriak bilatzea garrantzitsua izan daitekeen, gas-azpiegitura berrietan edo erregai alternatiboetan inbertitzeak ez du konponduko Europak energia-krisien aurrean duen ahultasuna, eta klima-kolapsoa larriagotzen jarraituko du.

Ildo horretan, gogoratu behar da Bilboko Portuko Bahía de Bizkaia Gas, birgasifikatzeko azpiegitura erdi-publikoa dela, Eusko Jaurlaritzak jabetzaren % 50 bait du, Energiaren Euskal Erakundearen bitartez. Hori dela eta, Eusko Jaurlaritzari eskatzen diogu esku har dezala gas errusiarra inportatzeko kontratuak eteten edo bere instalazioetan deskargatzeko baimenik ez ematen. Kontuan izan behar da Bilbon deskargatzen den gasaren % 40 baino gehiago errusiarra dela.

Gainera, batez ere gasaren prezio garestiek markatutako elektrizitatearen prezio altuak direla-eta, milioika pertsona egoera ahulean jartzen dituztela salatzen dugu. Hemen elkartu garen kolektiboek merkatu elektrikoaren berehalako erreforma eskatzen dugu, energia berriztagarrien prezioak, merkeenak, fakturan isla daitezen. Era berean, erregai fosilentzako diru-laguntzei amaiera eman behar zaie eta laguntza horiek beroketa sistema jasangarrietara bideratu.

Era berean, Ukrainako erresistentziari armak bidaltzea erabaki izanak dakarren hipokrisia salatzen dugu -erabaki arduragabe horrek biktima zibilen balantzean gerra desorekatu baten luzapenean eragin dezakeenarekin-, herrialde inbaditzailearekin harreman komertzialak mantentzen diren bitartean. Beraz, beste behin oihukatzen dugu: «Gerrarik ez».

Suscríbete a nuestro Boletín