Reportajes

/, Reportajes/El Aquario de Getxo cierra definitivamente sus puertas tras 16 años de funcionamiento

El Aquario de Getxo cierra definitivamente sus puertas tras 16 años de funcionamiento

La plantilla llevaba tres meses y medio de huelga protestando por el despido de dos trabajadores y el incumplimiento del convenio en vigor.

2020-01-31T16:27:46+00:0031 enero 2020|Getxo, Reportajes|Comentarios desactivados en El Aquario de Getxo cierra definitivamente sus puertas tras 16 años de funcionamiento

Este viernes 31 de enero de 2020, trabajadoras y trabajadores del Aquario de Getxo, el único centro de educación ambiental marina en Bizkaia, han escenificado un cortejo fúnebre recorriendo las calles desde el Ayuntamiento hasta las puertas, ya cerradas, del acuario, para denunciar su cierre definitivo tras 16 años de existencia. La plantilla integrada por 5 personas, con 5 familias a sus espaldas, denuncian con el apoyo del sindicato ELA que este cierre se produce apenas un mes después del anuncio, en un proceso lleno de “oscurantismo, mentiras y reproches entre el ayuntamiento y la Diputación Foral de Bizkaia». La plantilla lleva tres meses y medio de huelga protestando por el despido de dos trabajadores, el incumplimiento del convenio en vigor, la total inhibición de Getxo Udala en el conflicto y desde diciembre, pidiendo que el acuario no se cierre.

 

La plantilla de Getxo Aquarium detalla en sus redes sociales cómo se ha llegado hasta este punto:

Para poner un poco en contexto el cierre del acuario, hagamos un poco de cronología. Hace dos años la plantilla denuncia en el ayuntamiento de Getxo que la empresa concesionaria, Disetecmar (dirigida por Javier Sainz Martínez), no cumple el convenio al que ha suscrito a los trabajadores y pide que se haga efectiva la fianza depositada por la empresa al formalizar el contrato de gestión y que retenga el último pago para cubrir la deuda que la empresa tiene con los trabajadores por no cumplir el convenio (el contrato entre ayuntamiento y empresa concesionaria obliga a que se cumpla el convenio). Hace un año se vuelven a denunciar los mismos hechos y se vuelve a pedir lo mismo. En octubre de 2018 la Diputación Foral de Bizkaia expresa al ayuntamiento su intención de no renovar la subvención para el acuario en 2020.

Este hecho se mantiene en secreto. En septiembre, la plantilla denuncia ante el ayuntamiento que la empresa sigue incumpliendo el convenio y la legislación en materia de riesgos laborales. Se le dice a la plantilla que no se va a sacar nuevo concurso y que a la concesionaria se le va a prorrogar el contrato. El 19 de septiembre el concejal de medio ambiente firma la NO concesión de la prórroga, hecho que se oculta. El dos de octubre se despide de forma disciplinaria al delegado de personal y al trabajador subrogado como responsable. El 14 de octubre la alcaldesa Amaia Agirre y la diputada de medio ambiente Elena Unzueta firman el acuerdo de cierre, hecho que ocultan. A finales de octubre en una reunión de la comisión de seguimiento del acuario entre ayuntamiento y diputación, se pactan las condiciones de cierre, hecho que ocultan. En el pleno del día 31 de octubre, interviene un representante de la plantilla y la alcaldesa le dice que no sabe nada del tema del acuario y que a la concesionaria se le puede prorrogar el contrato hasta dos años más, ocultando que ya se ha decidido y pactado el cierre del acuario. En el pleno de noviembre vuelve a intervenir un representante de la plantilla denunciando que se ha contratado a un esquirol para reventar la huelga (el sobrino del director), vulnerando el derecho de los trabajadores a la huelga. La alcaldesa vuelve a decir que se va a interesar en el tema y sigue ocultando que la decisión de cierre del acuario ya ha sido tomada. Al día siguiente, en el pleno de presupuestos, pese a tener tomada la decisión de cierre, se aprueba el presupuesto para el acuario para 2020. Es decir, a día de hoy el ayuntamiento tiene aprobada la financiación completa para el acuario para 2020. En una nota de prensa el 11 de diciembre el ayuntamiento anuncia su intención de cerrar el acuario el 31 de enero. Pese a que la decisión ya estaba tomada, el pleno de diciembre aprueba el cierre del acuario con los votos a favor de PNV y PSE.

EH Bildu Getxo y Elkarrekin Podemos Getxo presentan una moción conjunta de mantenimiento del acuario fusionándolo con el aula de medio ambiente de Getxo Udala. La moción es rechazada con los votos de PNV y PSE. El lunes 13 de enero comparece la diputada de medio ambiente que afirma que la DFB-BFA ofreció un nuevo convenio para los años 2020-2021 y que el ayuntamiento declinó. El concejal de medio ambiente Joseba Arregui en la comisión del 23 de enero afirma que dicha oferta no se produjo.

Suscríbete a nuestro Boletín