Reportajes

//Amillubi: Soberanía alimentaria en busca de ayuda colectiva

Amillubi: Soberanía alimentaria en busca de ayuda colectiva

Hazte Amillubitar y participa en convertir la tierra que nos sostiene en un bien colectivo.

2024-04-17T13:42:24+02:0017 abril 2024|Reportajes|Sin comentarios

Por Laura Fontalba

Biolur, una asociación sin ánimo de lucro fundada en 1993 y formada por ciudadanos y productores, busca ayuda para proteger las pocas tierras fértiles que quedan y comprar el caserío que harán posible el proyecto Amillubi.

Este proyecto tiene como objetivo impulsar la soberanía alimentaria y poder hacer de Amillubi un bien colectivo mediante el que asegurar a la población alimentos autóctonos y saludables, cultivar las tierras de forma digna, protegerlas de la especulación y la artificialización; y fortalecer este sector primario y el sistema alimentario.

Ubicada junto al río Urola, en Zestoa, Gipuzkoa, Amillubi se compone de cinco hectáreas de bosque y cuatro hectáreas de pradera natural y terreno agrícola. Está en un lugar estratégico para ser centro logístico de distribución de alimentos y, además, cuenta con 26 hectáreas de propiedad pública cerca, que están calificadas como suelo agrario y permitirían extender el proyecto de cara al futuro.

El único inconveniente es su precio. La asociación ha anunciado que necesitan 390.000 euros para poder comprar y arreglar el caserío. Es por ello que han lanzado una campaña de recaudación, con la que, inicialmente y hasta el 30 de mayo, esperan alcanzar 150.000 euros para realizar el primer pago. En caso de superar esta cifra, el excedente lo utilizarían para seguir completando el resto de pagos. «En el caso de superar el importe total de compra, es decir, 390.000 euros, se destinará a la adquisición de las estructuras necesarias para la puesta en marcha de los primeros proyectos pilotos (vivero colectivo y producción agrícola) que se pretenden desarrollar en Amillubi», explican en su página.

En definitiva, el proyecto Amillubi pretende «convertir la tierra que nos sostiene en un bien colectivo», ofreciendo un espacio en el que poder poner en marcha proyectos de cultivo respetuosos con la tierra y donde fomentar la colaboración entre agricultores y ciudadanos. Si quieres colaborar con ello, ¡hazte Amillubitar y protege el espacio!

Deja tu comentario

Suscríbete a nuestro Boletín